Tipos de collares para perros grandes

Labrador con collar de cuero para perros

Hay distintos tipos de collares para perros, deben ser seguros, resistentes y confortables. Algunos son:

Collar plano: es el estándar, pueden ser con hebillas de metal o cierres de liberación rápida, son de variados materiales (cuero o nylon), colores y estilos. Generalmente, se usan para colocar la placa de identificación, si no se pone bien, dejando un dedo entre el collar y el perro, éste puede salirse del collar. Los collares para razas de perros pequeños y cachorros, se recomiendan que sean anchos.

Collar de deslizamiento de cadena: también llamado collar de ahorque, de ahogo o de castigo, está compuesto por una cadena y una argolla, estos collares no se recomiendan porque pueden dañar la tráquea del animal, además, representan peligro de estrangulamiento si se le deja puesto y no se está prestando atención al animal.

Perro grande cachorro con collar

Collares inteligentes: son collares para perros con tecnología que incluyen GPS para rastrear la ubicación del perro, algunos permiten inclusive monitorear la salud del animal.

Collares de deslizamiento limitado: se usan para que el perro no se salga del collar mientras camina, estos collares tienen un mecanismo de detención para evitar el cierre completo del collar. Esta clase de collar se recomienda para perros grandes y medianos con fuerza moderada.

Collares de la cabeza: su función es agarrar al perro por el cuello como un collar clásico y sujetar de forma correcta el hocico. Esta clase de collar no es recomendable para perros pequeños.

Collares isabelinos: son una herramienta que se coloca al perro, después de una cirugía, para que el perro no se provoque una lesión o infección, ya que el animal tiende a lamerse o rascarse la parte afectada.

Labrador con collar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *